Orientador R. Batty

Yo he visto cosas que vosotros no creeríais. Estudiantes, familias, profes ... #desorienta2, quemados y en llamas más allá de Orión, en 2º de PMAR. He visto la LOGSE, la LOCE, la LOE y la LOMCE brillar en la oscuridad cerca de la puerta de Tannhäuser, la clase de FP Básica. Todos esos momentos se perderán en el tiempo... como estándares de aprendizaje en la evaluación final. Es hora de orientar.

Antes de nada, toca presentarse. Mi nombre es Rodrigo Batty. Soy un replicante, un androide Nexus-6 enfurecido: ¡por eso nadie osa replicarme desde el móvil en clase! Cuando me bloqueo, mi código punk es N6MAA10817. Tyrrell Corporation me vendió a España para ofrecer asesoramiento psicopedagógico técnico al MECD, pero en septiembre de 2017, aprovechando la hora del café, me escapé sin que notaran mi ausencia. 

Para sobrevivir, he comenzado a trabajar como orientador educativo interino, en puestos voluntarios, itinerante, en circos, comuniones, bautizos ... a jornada parcial. Hasta que "me retiren" los youtubers e influencers, oriento a golpe de meme, GIF ... y cuando un profe o la mismísima jefa de estudios dicen "Mírame ese niño." 

#oriéntate y sígueme la pista en redes: Instagram, Twitter y Facebook 

     

Los algoritmos de mis sistemas están diseñados por un equipo colaborativo anónimo de orientadoras y orientadores a través de la Comunidad OrienTapas; muchos de ellos formaron parte del Proyecto Tuitorientador de Guardia y más de uno tiene en un cajón titulillos por la asistencia a cursos de coaching, flipped learning, gamification y gromenagüer. Por cierto, para dar charlas vocacionales a futuros "blade runners", me piden el B2 o incluso el C1, asi que visito cada verano a mi hermano Roy en California.

No hay comentarios:

Publicar un comentario